Dos precampañas, dos estilos

Opinión / Columna / Por: Martín Sifuentes

Publicado: 22 de febrero, 2016 | 3:33 PM

Todos se preguntaban cómo era posible que si el IETAM había "parado" la precampaña del PAN, y ordenado que se "bajaran" los spots del aire en radio y televisión, de Cabeza de Vaca y Elizondo, estos seguían apareciendo profusamente a cada rato en las estaciones de todo la entidad.

La respuesta no tiene mucha complicación. 

Ninguna empresa de radio o televisión elabora la pauta de los anuncios políticos. Esa pauta la diseña y la envía a las estaciones el INE ( en este caso el IETAM), y probablemente por burocratismo o por falta de tecnología, esa orden de quitar de la pantalla a los precandidatos tardó ( o tardará en algunos casos) en llegar.

No es la primera vez que pasa algo así. En anteriores campañas, ante la protesta de algún partido por el tono agresivo o difamante de algún spot de un contrincante, se da la orden de cambiar de versión y esto se tarda varios, o muchos días.

El Comité de Radio y Televisión del Instituto Electoral tamaulipeco, en adelante deberá buscar la forma de hacer más eficiente y expedita su comunicación con las más de 200 estaciones de radio y la treintena de canales de televisión que operan en Tamaulipas y a las cuales les envía su pauta.

Y en precampaña, aún no es nada. A partir de abril, el bombardeo de spots será exagerado, como sucede en cada campaña política, y sino se ponen las pilas a la hora de la confección de la pauta, volveremos a observar errores tremendos, como ya hemos visto, de programar spots de un candidato de Tampico, en las estaciones de radio y tv de Matamoros.

Sin lugar a dudas, los anuncios supuestamente "dirigidos solo militantes panistas" y que en realidad llegaron a todos los tamaulipecos que ven televisión o escuchan radio, fueron efectivos, sobre todo el de Cabeza de Vaca, porque quien no lo conocía, ya lo conoció, y a través de un mensaje que lo pinta tal y como lo desea quien lo produjo: duro, agresivo, anti gobierno y echado para adelante. Una táctica que le funcionó a Fox en su momento. Y al "Bronco", hace poco.

El PRI ha sido más cuidadoso. Sus tiempos oficiales los ha ocupado con versiones publicitarias más genéricas. Ya vendrá el momento del bombardeo en medios, y de acuerdo a la medida utilizada para establecer el número de impactos, los del tricolor serán muchos más, por su votación en la más reciente elección.

Las estrategias de los dos principales partidos políticos en Tamaulipas, han sido distintas en la precampaña. 

El PAN, por por sus problemas internos y sus conflictos legales con el IETAM, no ha podido realizar lo que es realmente una campaña hacia el interior, y se ha basado en el posicionamiento en medios, de quien será su candidato, Cabeza de Vaca.

El PRI por su parte, se ha ocupado en la complicada tarea de armar sus prospectos de alineaciones para ayuntamientos y definiendo fórmulas para ir por el congreso, además, su precandidato al gobierno estatal, ha encabezado en las principales ciudades una serie de reuniones con delegados, a las que ciertamente, asisten delegados... y miles más. 

Es evidente que está trabajando en el reagrupamiento y que está logrando unir a todos los priistas, aún y cuando en un principio hayan estado enojados porque no fueron tomados en cuenta.

Dos visiones de precampaña, dos estilos, dos formas. 

Lo bueno, aún no inicia.

Monday Night

Notas relacionadas